Volviendo a las andadas

Sin títuloHace tiempo mi cuenta de Instagram tenía vida: publicaba fotos asiduamente. Pero llegó un momento en el que, por varias razones, la dejé morir un poco de aburrimiento. Estuve casi dos años sin publicar nada en ella y, aunque seguía haciendo fotos con el móvil, las publicaba de otras maneras como, por ejemplo, mediante entradas en este blog. Pero llegó un momento, hace poco, en el que Instagram volvió a despertarme el gusanillo. Es cierto: Instagram no es el mejor programa para editar fotografías (es verdaderamente limitado) pero con las redes sociales siempre pasa lo mismo: te dan una audiencia que otras plataformas no te dan. Así que decidí volver a publicar fotografías en Instagram. Pero me puse un par de condiciones a mí misma: la primera es que no editaría las fotografías desde la aplicación, sino que usaría otra, Snapseed, que me da más libertad a la hora de editar mis imágenes y la segunda condición, que las fotos que publicaría serían pensadas. No serán selfies, no serán fotos del plato de pasta que voy a comerme, no serán fotos de mis pies en la playa. Voy a currarme las fotos que publique en Instagram tanto como las que hago con la réflex…

Este sol primaveral fue el que me inspiró a volver a publicar fotografías en Instagram (:

Sin título

Link a Instagram

A veces una se olvida de que lo que hace es capturar imágenes y no intentar crearlas con un par de pinceles 0:)

Sin título

Link a Instagram

Mi preciosa orquídea va perdiendo ya las flores aunque a esta en particular decidí darle una segunda oportunidad, una segunda juventud… Gracias mami por dejar de desayunar para venir a posar para mí (:

Sin título

Link a Instagram

Esto, amigos, es una puerta feliz. :D

Sin título

Link a Instagram

Hay reflejos que no puedo evitar fotografiar…

Sin título

Link a Instagram

Hace un tiempo mi madre llegó a casa diciendo que quería comprar un teléfono góndola de segunda mano. Todos nos lo tomamos a coña, pero ahora marcamos los números a llamar así… (:

Sin título

Link a Instagram

Y como soy así de chula, le hago una foto a un pavo real y la publico en blanco y negro. “La foto es chula, pero ¿por qué la hiciste en blanco y negro?” Pues porque quise! :D

Sin título

Link a Instagram

Esta es una foto que tenía en la memoria del teléfono desde hace mucho tiempo, quizás un año o más. Son una pareja de Streptopelia decaocto, más conocidas como tórtolas turcas (:

Sin título

Link a Instagram

Soy plenamente consciente de que en mi vida fotográfica tengo tres grandes vicios. Las sombras son el primero de estos vicios.

Sin título

Link a Instagram

Lo típico, estás en la pescadería y te acercas a hacerle una foto a las pescadillas… pues sí (:

Sin título

Link a Instagram

Un domingo que amaneció lloviendo. Se lo perdoné al mundo porque tuve ración de manta y mimos. Pero invierno… que sea la última vez!

Sin título

Link a Instagram

El segundo de mis vicios son, evidentemente, los reflejos. Los días lluviosos son perfectos para esto… pero prefiero un buen sol radiante (:

Sin título

Link a Instagram

9 comments on “Volviendo a las andadas

    • Jajaja ¿verdad que es monísima la puerta feliz? Pasé por delante, la vi y tuve que volver sobre mis pasos para hacer la foto porque no podía irme sin esa imagen… Ahora siempre que paso por delante de la puerta tengo que aguantarme las ganas de saludarla xD

  1. Entiendo a tu madre porque yo también soy de la generación “góndola”.
    Como siempre, me gusta mucho tu selección y mi favorita es la de las sombras.

  2. Pingback: Pillándole el gustillo a la iPhoneografía | Fill the frame

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


× 8 = cincuenta seis

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>